Embutidos de Castellón

Embutidos de Castellón

Otro exponente, el embutido, es tema esencial en la cocina castellonense, con una extensa gama de productos que tienen un enorme protagonismo tanto en las comarcas del interior, como en la costa.



Las longanizas, butifarras, los fritos y los guisos de toda clase junto con sus quesos y jamones, son protagonistas en la inmensa mayoría de las cocinas y también pueden degustarse en los numerosos restaurantes de la zona.

Con ellos, también son muy conocidos los tradicionales "tombets", hechos a base de carne y acompañados por caracoles de montaña (muy típicos y sabrosos), setas (abundantes en nuestros pinares) y verduras.

Especialmente típica en nuestra provincia es la olla, que tiene muchas variedades; en algunos casos producto de la tradicional matanza, junto con un buen número de verduras.

Entre los ingredientes españoles caben destacar los quesos, que son de una gran variedad, fruto de una actividad ganadera milenaria

La mayor parte de carne de cerdo se dedica a la chacinería, que posee diversas variedades de embutidos dentro de la provincia, tal y como pueden ser los chorizos, las morcillas, los morcones (botillos), etcétera.

España en general cuenta con una gran variedad de embutidos esto hace posible que cada región posea su propio estilo y gusto en la elaboración.

Siendo Castellón una de las provincias mas destacadas dentro de la calidad de sus productos.